Terraza La Isabela – Hotel 1898

junio 8, 2015
breakfast in barcelona - La Isabela - Hotel 1898

1-image1 2-image5 4-LS1A4334 5-LS1A4403 6-LS1A4345 7-LS1A4409 8-image8 9-LS1A4475 10-LS1A4462 11-LS1A4445 12-LS1A4316 13-LS1A4482

Terrassa La Isabela – Hotel 1898 – Breakfast in Barcelona

En el hall siempre hace fresco y huele a higos y a vainilla. Domina el blanco y el negro, las maderas oscuras y los chésteres con capitoné. Un comedor que habla bajo y donde pasarías días enteros leyendo novela negra. Hay tres ascensores, pero solo uno llega al séptimo. Es el de la derecha. Siete pisos de preludio celestial y cuando se abren las puertas, una brisa de lavanda cálida te saluda. Giras a mano izquierda, un paso, dos, tres… Barcelona. Pero no la Barcelona de hace un minuto, esquivando “Oh my Gods” y “Aftersuns… Barcelona a vista de pájaro (bajo) y en silencio. Des de aquí las Ramblas se transforman en un río de árboles verdísimos y frondosos que bajan hasta el mar, donde un paracaidista se desplaza atado a una lancha y parece que salude. Una terraza en forma de cuadrado donde te aislarías para siempre desayunando con aromas a mar y observando las terrazas de la ciudad. Terrazas. La palabra mágica. La terraza es calma, intimidad, recuerdos y perspectiva. La del hotel 1898 es todo esto. Con extra de lujo. Tocan las 11 y todos los campanarios que se ven mientras tomo café suenan con medio segundo de descoordinación, lo que hace que se oigan 33 campanadas en 12 segundos. Barcelona se transforma en pueblo. El sol se reparte encima de la mesa en pequeñas gotas de luz que se mueven al ritmo de una brisa suave. De golpe suena Far l’amore (Bob Sinclair i Raffaella Carrà), la terraza parece que se eleve y la gente se levanta de la siesta post-desayuno. Alguien se tira a la piscina. Otra chica tira dos hielos en un vaso. Me acabo el cava rosado y como el fresón que había encajado dentro de la compa, en formato esponja. Ahora solo falta que llegue Jep Gambardella para acabar de recrear la última escena de  “La Grande Belleza”; robarle el puro y invitarle a este sueño porque “en esta terraza –y a la hora de desayunar- también hacemos unas congas maravillosas”.

 

Desayuno

Copa de cava rosado Pinot Noir

Zumo de naranja natural

Bebida al gusto (café, leche, te o chocolate)

Selección de bollería, panecillos y tostadas con mantequilla y mermelada

Selección de fruta fresca de temporada.

Una opción a elegir entre:

Desayuno La Isabela

Huevos fritos, tortilla de patatas o tortilla, revueltos, patatas fritas, salsa barbacoa y bacon.

Desayuno H1898

Jamón ibérico con pan cristal con tomate y salmón ahumado con mantequilla y tostadas

Desayuno Gourmet

Degustación de quesos con mermelada de tomate, frutos rojos y frutos secos

29€ por persona

Horario de 9 a 11

*

Hotel 1898 – Desayuno en La Isabela

Hotel 1898 – La Rambla, 109 · Barcelona // +34 935 529 552

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply